2023, récord de siniestralidad para el campo español | Blog Estamos Seguros 2023, récord de siniestralidad para el campo español | Blog Estamos Seguros

2023, récord de siniestralidad para el campo español

El año 2023 fue un año especialmente duro para el campo: a la sequía más grave de la historia se unieron fuertes tormentas de pedrisco, lluvia y viento, así como daños ocasionados por las heladas. Estos fenómenos atmosféricos se hicieron sentir sobre las cosechas y las cabañas ganaderas, y afectaron a más de 3 millones de hectáreas aseguradas. Por suerte, el seguro estuvo ahí para apoyar a los empresarios del campo. Agroseguro desembolsó la cifra récord de 1.241 millones de euros en concepto de indemnizaciones ese ejercicio. Un 56% más que en el año anterior. Se trata de la cifra más alta jamás pagada por el pool de aseguradoras que protege el campo español.

Las cifras de Agroseguro confirman la creciente recurrencia de los fenómenos climáticos. Los años 2012, 2017, 2018, 2021, 2022 y, ahora también, 2023 figuran entre los ejercicios en los que el seguro agrario ha pagado más indemnizaciones en toda su historia.

El máximo histórico de 2023 se explica por la reiteración y severidad de fenómenos meteorológicos adversos. Los largos periodos de altas temperaturas (olas de calor), combinados con la falta de precipitaciones, resultaron especialmente perjudiciales para los cultivos y provocaron la sequía más grave desde que hay registros, afectando a más de 2,3 millones de hectáreas. En total, Agroseguro abonó 496 millones de euros a agricultores y ganaderos por la falta de agua.

2023 registró la sequía más grave de la historia

El ejercicio también estuvo caracterizado por fuertes tormentas cargadas de pedrisco, viento y lluvia, en ocasiones responsable de desbordamientos e inundaciones. Estos fenómenos dañaron 763.000 hectáreas en 25 líneas de seguro y sumaron indemnizaciones por valor de otros 375 millones de euros.

Las heladas del inicio del año y, muy especialmente, las de abril provocaron daños de alta intensidad en producciones en 20 líneas de seguro, principalmente, viñedo y cítricos. Agroseguro abonó 61 millones de euros por los siniestros producidos en 107.000 hectáreas.

Por producción, las cuantías indemnizadas más importantes correspondieron a productores asegurados en cultivos herbáceos, con 476 millones de euros. También fue importante la siniestralidad sufrida por la uva de vino (105 millones de euros), las hortalizas (78 millones de euros), los frutales (105 millones) y los cítricos (92 millones). Asimismo, se gestionaron más de 1,45 millones de siniestros en los seguros pecuarios, por los que se abonaron a los ganaderos asegurados indemnizaciones por importe de 163 millones de euros.

agroseguros pérdidas campo

Todas estas cifras constatan los graves efectos que la realidad climática provoca sobre el campo y confirman la importancia del seguro agrario como forma de protección del futuro y viabilidad de las explotaciones agrícolas y ganaderas.

Un año más se confirma que la mejor forma de garantizarse la producción del año es estar asegurado. Agroseguro cumple con su función de proteger la actividad agraria. No en vano, los asegurados han mejorado la valoración del seguro de manera continua desde 2019.

Al mal tiempo, buen seguro.